Cultura

Con la ópera Tata Vasco, Bellas Artes inicia su temporada 2010

Con dos funciones en el Teatro de la Ciudad, conmemora el centenario del natalicio del compositor michoacano Miguel Bernal Jiménez

Foto: F.S./CONACULTA

Con la reposición de Tata Vasco, ópera o drama sinfónico en cinco cuadros de Miguel Bernal Jiménez (1910-1956), libreto del español Manuel Muñoz, inició el 11 de febrero, en el Teatro de la Ciudad “Esperanza Iris”, la temporada 2010 de la Ópera de Bellas Artes, dentro del marco de los festejos por el Bicentenario de la Independencia y el Centenario de la Revolución Mexicana.

Esta puesta en escena, con la que se conmemora el centenario del natalicio del compositor michoacano Miguel Bernal Jiménez, se presentará también el 14 de febrero a las 17:00 horas. La obra fue compuesta y estrenada en 1941 para recordar el cuarto centenario de la llegada a Pátzcuaro de Vasco de Quiroga, primer obispo de Michoacán.

Tata Vasco fue estrenada en febrero de 1941 en la ciudad de Pátzcuaro, Michoacán; en marzo del mismo año se presentó en el Teatro Arbeu de la Ciudad de México; posteriormente, en 1949, fue llevada a escena en el Palacio de Bellas Artes; y en 2006, se programaron dos funciones en el Teatro de la Ciudad “Esperanza Iris”.

Esta obra es considerada una de las más representativas del catálogo musical de Bernal Jiménez, que narra las vivencias de Tata Vasco durante la evangelización, después del asesinato del último rey purépecha.

Se trata de una historia de amor, esperanza y fe que ilustra la vida y labor de quien llegó a la Nueva España en calidad de oidor de la Segunda Audiencia, para posteriormente tomar los hábitos en la Orden de San Francisco y convertirse a la postre en primer obispo de Michoacán.

Con la muerte del rey purépecha, la trama se enfoca hacia nuevas situaciones, concretamente en la princesa Coyuva (hija del rey asesinado) y del joven guerrero Ticátame, quienes mantienen una relación sentimental que se tambalea, cuando ella decide convertirse a la religión católica.

Molesto por esa decisión, Ticátame intenta propiciar un levantamiento armado; sin embargo, Coyuva argumenta los motivos por los que buscó a Vasco de Quiroga (Tata Vasco), lo cual le hace reflexionar y no sólo acepta seguir el mismo camino, sino contraer matrimonio cristiano.

Revista Protocolo

Países que nos están viendo