Embajadas

Día del Rey, gran festejo de la Embajada de los Países Bajos

El embajador de los Países Bajos en México anunció su despedida, tras cuatro años de trabajo diplomático en el país

Texto y fotos: Luis Felipe Hernández Beltrán

Anne-Marth Howegoning, esposa del embajador de los Países Bajos en México, con los fotógrafos Bob Schalkwijk y Micky Hoogendijk, y Coenraad Hendrik Adolph Howegoning, embajador de los Países Bajos
Anne-Marth Howegoning, esposa del embajador de los Países Bajos en México, con los fotógrafos Bob Schalkwijk y Micky Hoogendijk, y Coenraad Hendrik Adolph Howegoning, embajador de los Países Bajos

Entre tulipanes y un predominante color naranja, la Embajada de los Países Bajos en México celebró, recientemente, el Día del Rey, al conmemorar el aniversario 48 del nacimiento de Guillermo Alejandro, rey de los Países Bajos.

Más de 300 invitados, entre embajadores, diplomáticos, la comunidad holandesa radicada en México e invitados especiales, se dieron cita en las instalaciones del Ex Convento de San Hipólito en el Centro Histórico de la Ciudad de México.

El evento, en donde la armonía de música de cámara en vivo ambientó la calurosa tarde, no pudo ser mejor para que el embajador holandés, Coenraad Hendrik Adolph Howegoning, anunciara su despedida tras cuatro años de trabajo en el país al frente de la Embajada de los Países Bajos. “Este país tiene tanta fuerza que nunca nos dejará”, mencionaba emocionado el diplomático, quien también destacó las aportaciones de México en el sector del arte.

Los asistentes disfrutaron de bocadillos, bebidas y hasta postres típicos de la gastronomía holandesa.

En el transcurso de la convivencia, se exhibieron las obras fotográficas de los artistas holandeses Bob Schalkwijk y Micky Hoogendijk, el primero ha realizado un trabajo de más de 50 años capturando con su lente a las comunidades tarahumaras, mientras que Hoogendijk lleva el retrato de rostro como característica principal de su arte.

Revista Protocolo

Países que nos están viendo