Moda

#MBFWMx, medalla de oro en el deporte de la creatividad

Con modelos que se quedaban estáticos, presentó Dana Alessi su colección otoño–invierno.

La cancha de duela del Cedom albergó 5 desfiles de modas y una muestra a la usanza de maniquíes vivientes en la vigésima tercera edición de la semana más importante de la moda en México

Texto y fotografías: Luis Felipe Hernández Beltrán

La moda no es un deporte olímpico, pero si así lo fuera, México seguramente ganaría muchas medallas de oro en las modalidades de diseño y modelaje.

Y de hecho, modistas y modelos ya tienen una casa segura donde se concentrarían para realizar sus creaciones, preparar los desfiles y lucirse ante cientos de aficionados a la alta costura: el Centro Deportivo Olímpico Mexicano (Cedom).

El complejo deportivo donde entrenan los atletas mexicanos y algunos becarios extranjeros de alto rendimiento, albergó una de las jornadas de la vigésimo tercera edición de la Mercedes Benz Fashion Week México (#MBFWMx).

Las diseñadoras Dana Alessi y Paloma Lira, las marcas Xico y Malafacha, y los alumnos del Colectivo Diseño Mexicano y de la Universidad Janette Klein, fueron los “deportistas” que presentaron sus colecciones otoño–invierno, para dama y caballero, ropa casual, formal y hasta deportiva, dejando ver abrigos, gabardinas, sacos, chalecos y chamarras, con los toques innovadores usando técnicas de psicodelia, degradados y algunos estampados, sobresaliendo colores neutros, lisos, metálicos y oscuros en la mayoría de las prendas.

Por otro lado, también se reconoció el esfuerzo de los modelos, quienes en la cancha de duela que se utiliza para los entrenamientos de basquetbol, voleibol, balón mano y otras disciplinas deportivas bajo techo, caminaron ante cientos de amantes de la moda que disfrutaron las pasarelas, variando en los desfiles, tratando de utilizar el área completa para lucir los outfits, principalmente la marca Xico, quien sorprendió al poner en la parte central una figura a gran escala de su mascota y logo principal, misma que se aprovechó para que los modelos interactuaran con él, logrando así, un desfile divertido.

Al final, se hizo honor al lema principal de los juegos olímpicos: “lo importante no es ganar, es competir”, y en ese sentido, todos participaron en una competencia sin precedente alguno.

Países que nos están viendo