Personajes

Quique Muñoz deja un legado de simpatía en la televisión

Recordado por ser el simpático preso de programa El Calabozo en los años 90, también fue musicólogo y reportero urbano Enrique Muñoz, falleció ayer, jueves 27 de junio a los 56 años de edad a consecuencia de diabetes

Texto: Luis Felipe Hernández Beltrán

En 1993, “Quique” estuvo condenado a cumplir una sentencia encerrado en El Calabozo más famoso de la televisión, con el tradicional uniforme de antaño de los reclusos de rayas rojas y negras, portando siempre en su rostro un antifaz color negro.

La principal labor del “preso” más famoso de la televisión que hasta 1998 llevó el número 8523, era la de hacer reír a la gente, convirtiéndose en uno de los tantos esclavos que los mandamases de El Calabozo: Esteban Arce y Jorge “el Burro” Van Rankin tenían con la función de ser patiño para hacerle bromas pesadas y hasta provocar que personalidades de la farándula que continuamente visitaban ese lugar, se burlaran de ellos por cualquier razón.

Así, Quique se convirtió en uno de los personajes más simpáticos de El Calabozo, programa de revista, emblema del canal de televisión de paga Telehit que tenía retransmisión en el Canal 5 de Televisa en televisión abierta.

Sin embargo, la trayectoria de Enrique Muñoz León, quien nació el 22 de noviembre de 1962, no solo se forjó en El Calabozo, le antecedió el haber sido el encargado de la fonoteca de W Radio, trabajo que solicitó debido a estar cerca de su pasión: la música.

Ahí, aparte de codearse con los conductores radiofónicos del momento entre quienes destacaban el ahora mundialmente afamado productor de cine Alejandro González Iñárritu y Charo Fernández, el productor Guillermo del Bosque lo invita a formar parte del elenco de curiosos personajes de El Calabozo.

Al concluir El Calabozo, ya sin el vestuario de preso ni la irreverencia que lo caracterizó, continuó trabajando al lado de Esteban Arce, con quien hizo mancuerna en diversos espacios informativos de radio, internet y televisión, ahora como reportero, faceta que se le recuerda en los noticieros Matutino Express y después en Expreso de la Mañana, donde se convierte en “el Reporteronte” generalmente, haciendo reportajes urbanos, mostrando la parte popular de la Ciudad de México.

El pasado 20 de junio, apareció por última vez en televisión, haciendo un enlace desde la colonia Tacubaya donde entrevistó a las cocineras de un restaurante de pancita y quesadillas.

Ayer, Esteban Arce lamenta en su cuenta de Twitter el fallecimiento de Muñoz León: “Se fue nuestro compañero y amigo Enrique Muñoz, más de 25 años trabajando juntos, deja en nosotros un recuerdo imborrable de amistad y cariño, te voy a extrañar Gordo. Mis oraciones y eterno agradecimiento ¡Adiós Quique! Que Dios te reciba”.

Si bien Guillermo del Bosque lo sentenció a la fama en el calabozo, la diabetes lo condenó a la muerte, tal como lo aseguró Jorge “el Burro” Van Rankin en el programa matutino Hoy.

Bromista, dicharachero, simpático, bohemio y melómano, fue como celebridades del mundo del espectáculo recordaron a Enrique en redes sociales, que más allá de ser el preso de El Calabozo o el Reporteronte de Expreso de la Mañana, también fue programador de música y hasta relojero.

¡Descanse en paz!

Comentar

Comente

Países que nos están viendo