Salud

Diciembre… no todo es felicidad

De acuerdo con expertos de psicología y neuropsicología del Cetys Universidad, el enfoque a lo importante es la clave para superar la época de fin de año

Revista Protocolo

Tener la cena navideña a la hora indicada, cumplir con la lista completa de regalos, cumplir las expectativas de la familia e incluso el cambio climático son algunas causas que pueden acarrear estrés, ansiedad e incluso depresión durante las festividades del último mes del año; convirtiendo la época decembrina, para algunos, en un verdadero dolor de cabeza.

De acuerdo con Marina Alvelais Alarcón, coordinadora de la Maestría en Neuropsicología en el Centro de Enseñanza Técnica y Superior (Cetys) Universidad, una de las situaciones más comunes, resultado de una construcción social, se da entre niños y jóvenes con los obsequios, quienes llegan al punto de convertirlos en una demanda lógica, misma que en ocasiones no cumple sus expectativas.

Para Osvaldo Gutiérrez, académico de la Escuela de Psicología, esta compra de productos y contratación de servicios se ha convertido en una forma que construye la identidad hoy en día. Es esa búsqueda del “sentido de existencia” en ocasiones, la que orilla a realizar compras compulsivas, más bajo un contexto como la época navideña.

Al caso anterior, también se le puede sumar las ausencias de los padres, que ante un modo de vida que exige que ambos laboren, encuentran en lo material una manera de solventar o recuperar espacios de tiempo perdidos. “Cuando se asocia a la compra con una recompensa, el cerebro activa sustancias que le hacen incrementar la demanda”, añadió Alvelais.

Entonces ¿cuáles son las mejores formas de sobrellevar las fiestas decembrinas? Para los académicos del Cetys Universidad la clave es que cada uno se enfoque en lo que verdaderamente es importante, que va desde vivir los valores que la época ofrece, compartir tiempo de calidad con los seres queridos y expresar las emociones saludablemente.

Países que nos están viendo