Salud

Microbiota y cáncer colorrectal, proyecto ganador de la Fundación Biocodex

Mediante un dispositivo órgano-en-chip, investigadores del Tecnológico de Monterrey-Campus Monterrey estudiarán vínculo entre microbiota intestinal y esferoides de cáncer colorrectal

Revista Protocolo

Ciudad de México, 3 de octubre de 2019.— Con el objetivo de diseñar, fabricar y usar un dispositivo órgano-en-chip para el estudio de la interrelación entre la microbiota intestinal y el cáncer colorrectal, el proyecto dirigido por Mario Moisés Álvarez, investigador del Tecnológico de Monterrey-Campus Monterrey, resultó ganador de la Convocatoria México 2019 de la Biocodex Microbiota Foundation (BMF).

Con un financiamiento de 25 mil euros, este equipo de biotecnólogos e ingenieros biomédicos buscará desarrollar un sistema microfluídico para estudiar la interacción entre microorganismos característicos de la microbiota del intestino humano y esferoides de cáncer colorrectal. Esto permitirá realizar una investigación básica o aplicada en ambientes controlados, en menos tiempo y a menor costo que la que se realiza por sistemas experimentales en modelos animales o estudios clínicos en análisis de heces fecales, informó Valentina García, corresponsal en México de la BMF.

La investigación para obtener conocimiento sobre la relación entre el desequilibrio de la microbiota intestinal y el cáncer colorrectal está limitada por la relativa inaccesibilidad del tracto digestivo. De ahí que, a decir de Mario Moisés, el apoyo de la Fundación Biocodex represente una oportunidad para explorar alternativas que simplifiquen y aceleren la búsqueda de información.

“Mediante la integración de dos sistemas órgano-en-chip, vamos a estudiar cómo algunos de los organismos de nuestra microbiota contribuyen a inhibir procesos cancerosos. Uno de estos dos sistemas va a simular lo que pasa en nuestro intestino. Otro va a recrear un proceso canceroso, al mantener en cultivo un pequeño tumor colorrectal. Analizaremos cómo los productos del primero, generados por bacterias típicas de microbiota humana, afectan al crecimiento del tumor del segundo. Este conocimiento nos va a permitir atacar mejor los cánceres colorrectales”, detalló.

En un momento en que, a escala global, es difícil obtener financiamiento para la investigación, recibir estos fondos permite avanzar en los objetivos específicos del proyecto, pero también desarrollar una base de recurso humano y expertise para posteriormente estudiar el papel de la microbiota en otros temas de relevancia para la salud púbica del país, explicó Álvarez.

“La labor que lleva a cabo la Fundación Biocodex en México y a nivel internacional, representa un apoyo que generará evidencia sólida de cómo la microbiota tiene un rol crucial en nuestra salud. Y ciertamente también abrirá la puerta para exploraciones más detalladas de su papel en otros padecimientos, como obesidad y diabetes. Este proyecto va a permitirnos entrenar a jóvenes ingenieros biomédicos, biotecnólogos, mecatrónicos y médicos que formarán parte de las siguientes generaciones de científicos mexicanos.”

Mediante un procedimiento competitivo, eficiente y equitativo, sustentado en méritos y calidad, el proyecto ganador fue elegido entre diez finalistas con temas como: impacto del sobrepeso y obesidad de las madres en la microbiota de los recién nacidos; papel de la microbiota en el trastorno depresivo mayor, y microbiota intestinal como indicador de cohesión social en poblaciones indígenas urbanas y rurales.

Países que nos están viendo