Archivo de la etiqueta: Embajadas

Ucrania y México celebran 25 años de relaciones diplomáticas

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this page

Destacan la relación entre la Agencia Espacial Mexicana y la Agencia Estatal Espacial de Ucrania, instituciones que actualmente negocian un acuerdo

AFRC

El embajador de Ucrania en México, Ruslán Spirin, y el subsecretario de Relaciones Exteriores, Carlos de Icaza

El embajador de Ucrania en México, Ruslán Spirin, y el subsecretario de Relaciones Exteriores, Carlos de Icaza

Para celebrar el 25 aniversario del establecimiento de relaciones diplomáticas entre México y Ucrania, el subsecretario de Relaciones Exteriores, Carlos de Icaza, se reunió con el embajador de Ucrania en México, Ruslán Spirin.

De Icaza agradeció las misivas que el presidente Petro Poroshenko dirigió al presidente Enrique Peña Nieto, y el canciller Pavló Klimkin al secretario Luis Videgaray, para conmemorar este importante acontecimiento.

Al realizar una evaluación del estado de la relación bilateral, ambos funcionarios expresaron su satisfacción por los vínculos de amistad entre los pueblos de México y Ucrania, acordando evaluar acciones que den un mayor impulso a los intercambios políticos, económicos y de cooperación.

Al respecto, acordó sostener durante el primer semestre del presente año, la V Reunión del Mecanismo de Consultas Políticas. En materia económica, se impulsará la realización de la segunda reunión de la Comisión Intergubernamental México-Ucrania, para generar un espacio en el cual se detecten oportunidades para incrementar el comercio y las inversiones.

En materia de cooperación, destacó la relación entre la Agencia Espacial Mexicana y la Agencia Estatal Espacial de Ucrania, instituciones que actualmente negocian un acuerdo que fomentará los intercambios de experiencias en la materia.

México y Ucrania establecieron relaciones diplomáticas el 14 de enero de 1992.

Revista Protocolo

Así se vivió en México la toma de posesión de Trump

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this page

Protocolo estuvo presente en la Biblioteca Benjamín Franklin en la CDMX para presenciar, junto con la embajadora Roberta Jacobson, la toma de posesión de Trump

Texto y fotografías: Luis Felipe Hernández Beltrán

A través de pantallas de televisión, mexicanos y estadounidenses en México, vieron en la biblioteca Benjamín Franklin la toma de protesta de Donald Trump

A través de pantallas de televisión, mexicanos y estadounidenses en México, vieron en la biblioteca Benjamín Franklin la toma de protesta de Donald Trump

El tema del muro fronterizo con México, uno de los ejes de la campaña del entonces candidato republicano a la presidencia de los Estados Unidos, Donald J. Trump, provocó que México alzara la voz en distintas manifestaciones callejeras o cibernéticas, antes, durante y después de la toma de posesión del ahora nuevo mandatario del país más poderoso del mundo.

Aunque con mucha probabilidad y aun con deseos de millones de mexicanos que dicha acción separatista no se lleve a cabo, lo sucedido, recientemente, con invitados especiales y representantes de los medios de comunicación —entre ellos la revista Protocolo— a la biblioteca Benjamín Franklin del Servicio Comercial de la Embajada de los Estados Unidos en México, pudo ser un ensayo de la medida que se tomará, según las declaraciones de campaña del magnate estadounidense.

Una minuciosa revisión, que incluía el poner a prueba aparatos electrónicos para comprobar que no se tratara de algún artefacto nocivo, muy alejado con la tradición del detector de metales, fue el procedimiento para que catedráticos, académicos, estadounidenses en México y representantes de los medios de comunicación, pasaran del otro lado de “la frontera” y poder presenciar, a través de pantallas de televisión, todos los acontecimientos del inicio de labores del mandatario 45 en la historia de EU.

Separados por cordones de seguridad, por un lado, medios de comunicación acreditados, entre los que se encontraba Protocolo, y por otro, invitados y diplomáticos, destacando Roberta S. Jacobson, embajadora de Estados Unidos en México, quien luciendo una hermosa blusa color rosa mexicano, ocupó un lugar central en la primera fila, sin interactuar con nadie más.

A través de la señal de la CNN, se vieron los protocolos ceremoniales, muy dignos de toma presidencial: bendiciones de líderes religiosos, cantos de coros castrenses y eclesiásticos; las cámaras de televisión captaban la entrada de los expresidentes James Carter, George W. Bush y William Clinton, este último acompañado por su esposa Hillary, contendiente de Trump, al presidente saliente, Barack Obama; así como de políticos y rostros de estadounidenses en general, todos simpatizantes del nuevo mandatario, que emocionados gritaban y aplaudían cada vez que el magnate hacía alguna pausa en su discurso.

“Mi juramento, es un juramento de fidelidad para todos los estadounidenses”, inició el sermón, que tuvo un eje totalmente nacionalista. “A partir de ahora, será primero Estados Unidos, cada decisión sobre comercio, impuestos e inmigración, será para beneficiar a los estadounidenses y defender las fronteras”, dijo, reconociendo la caída de la infraestructura estadounidense, y pasando por la amenaza de erradicar al terrorismo islámico. “Negros, morenos o blancos han sangrado de la misma manera por Estados Unidos”, llamando así a la unidad nacional.

En la sala improvisada en la sede diplomática estadounidense en México, para disfrutar tal evento, no hubo aplausos, ni expresiones de ningún tipo, solo de la embajadora Jacobson, quien en una breve alocución, hizo un recuento de los actividades que Donald Trump hizo antes de jurar como presidente, mencionando que él y su esposa tomaron té con el saliente Obama y su cónyuge Michelle. “La Constitución de los Estados Unidos no especifica cómo debe tomar el poder el presidente, únicamente estipula que la persona electa debe presentar un juramento, el texto de ese juramento lo especifica la misma Constitución. Continuamos con esta tradición el día de hoy, al tiempo que el gran experimento en democracia en los Estados Unidos, avanza.” Ahí sí hubo aplausos.

Por una puerta lateral, la embajadora salió velozmente, sin aceptar preguntas de los periodistas… “¿Serán sus últimos días al frente de la embajada estadounidense en México?”, alguien, en voz baja, preguntó y el silencio fue prolongado, y de repente, todos afuera, ya sin tanto protocolo de seguridad, para continuar con las actividades, pero con las dudas de lo que pueda pasar con el nuevo gobierno del país más poderoso del mundo y su relación con México y el resto del planeta.

Revista Protocolo

Qatar, juega limpio y en paz rumbo al Mundial de Futbol 2022

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this page

A seis años de la justa futbolística, ya está todo listo para la realización del Mundial Qatar 2022

Texto y fotografías: Luis Felipe Hernández Beltrán

Ahmed Abdulla A. A. Al-Kuwari, embajador de Qatar, con Muftah R. M. Altayar, embajador de Libia; Abdulkarim Mansoor Obeidat, embajador de Jordania; Mohamed A. I. Saadat, embajador de Palestina; Ará Aivazian, embajador de Armenia; Muteb Saleh F. Almutoteb, embajador de Kuwait; Jorge Álvarez Fuentes, Yasser Mohamed Ahmed Shaban, embajador de Egipto; Rabah Hadid, embajador de Armenia, y Fahad Hamad S. M. al Eida, acompañados por la hija del embajador de Qatar

Ahmed Abdulla A. A. Al-Kuwari, embajador de Qatar, con Muftah R. M. Altayar, embajador de Libia; Abdulkarim Mansoor Obeidat, embajador de Jordania; Mohamed A. I. Saadat, embajador de Palestina; Ará Aivazian, embajador de Armenia; Muteb Saleh F. Almutoteb, embajador de Kuwait; Jorge Álvarez Fuentes, Yasser Mohamed Ahmed Shaban, embajador de Egipto; Rabah Hadid, embajador de Armenia, y Fahad Hamad S. M. al Eida, acompañados por la hija del embajador de Qatar

El 2022, será el año en que Qatar esté en vista y boca de todo el mundo. Más allá de sus majestuosos palacios, su enorme riqueza petrolera, el crecimiento y la estabilidad de su economía, la nación árabe se prepara para recibir a miles de personas que acudirán a ella para disfrutar en vivo de los partidos del mundial de futbol, sin contar los millones restantes que estarán siguiéndolo a través de los medios de comunicación, principalmente de la televisión y el internet.

Pero a pesar de que faltan seis años para uno de los eventos deportivos que seguramente romperá récords de audiencia, prácticamente ya está todo listo para realizarlo, recibir a los turistas y tener la certeza de que todo se realizará en orden.

Así lo dejó claro Ahmed Abdulla A. A. Al-Kuwari, embajador de Qatar en México, al pronunciar su discurso con motivo del día nacional del país árabe, en un conocido hotel de la colonia Santa Fe; en ese sermón, el diplomático qatarí dijo que esta proyección deportiva, no solo es por el mundial de 2022, sino por el deporte en general, tienen que estar relacionados por la paz: “El Estado de Qatar es uno de los auspiciadores del proyecto de resolución en las Naciones Unidas sobre el deporte para el desarrollo y la paz, porque cree en la importancia de los eventos deportivos en la promoción del desarrollo y la paz, difundir los valores de la tolerancia y el respeto. Esto se ve reflejado en el alojamiento de muchos eventos deportivos internacionales y locales del Estado de Qatar”, expresó.

Y en ese llamado de paz y unión, se ve que los países árabes que cuentan con una representación diplomática en México juegan en equipo y seguramente han ganado y ganarán muchos partidos en la cancha de la amistad, pues los embajadores de esas naciones, como Argelia, Egipto, Kuwait, Armenia, Palestina, Libia y Jordania, fueron invitados a acompañar a su homólogo qatarí al presídium de honor mientras se pronunciaba el discurso.

La cuenta regresiva para Qatar 2022 en México comienza desde ya, y aunque todavía falta el mundial en Rusia 2018 y todos los juegos eliminatorios de la selección mexicana para clasificar, México en materia de política, cultural y económica ya está calificado para jugar en Qatar, y prueba de ello, son los acuerdos firmados por el emir sheik Tamim bin Hamad al-Thani con el presidente Enrique Peña Nieto, que comprometen a una excelente relación bilateral en esos sectores, por lo que ambas patrias llevan las de ganar.

Revista Protocolo

Rumania, conquistada por Verónica Castro

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this page

La actriz Verónica Castro acude como invitada especial a la fiesta nacional de Rumania en México

Texto y fotografías: Luis Felipe Hernández Beltrán

Ion Vilcu, embajador de Rumania; Aris Noyoa, Antonio Chedraui y Verónica Castro

Ion Vilcu, embajador de Rumania; Aris Noyoa, Antonio Chedraui y Verónica Castro

De todos los embajadores que México ha tenido en otras naciones, principalmente del resto de Sudamérica, Europa y Asia, existe una embajadora, que en el término diplomático, podría considerársele concurrente, ya que figura en muchos países a la vez: Verónica Castro.

Rumania es una de las naciones que ha sido conquistada por esta mujer, no solo por su belleza, que a pesar de los años, no ha perdido; también por un ejemplar trabajo histriónico con el que ha estelarizado telenovelas como Los ricos también lloran o Rosa Salvaje, que en el viejo continente han roto récords de audiencia, siendo su nombre e imagen, la primera referencia que se tiene cuando se habla de México.

En la reciente fiesta nacional de Rumania, celebrada en un conocido hotel de la Ciudad de México, se pudo constatar la idolatría que los rumanos que viven en nuestro país le profesan, empezando por Ion Vilcu, embajador de Rumania en México, que tuvo la cortesía de hacerle una invitación especial al festejo; así como la comunidad rumana radicada en nuestra nación, quienes se le acercaban para conversar con ella y presumirles sus saberes sobre su trayectoria artística, principalmente por las novelas que exitosamente se transmitieron y se siguen viendo en el país europeo.

Verónica, no solo fue apapachada por los rumanos y mexicanos que acudieron, sino por el cuerpo diplomático que acudió, principalmente por el embajador de la Federación de Rusia, Eduard Malayan, con el que compartió plática por algunos minutos, seguramente recordándole la fama e importancia que tiene en el pueblo ruso, donde también es idolatrada.

Verónica es solo un lazo que une a Rumania y México, pues el embajador Vilcu en su discurso, dijo que no señalaría las razones pues se llevaría mucho tiempo en enumerarlas, pero mencionó que las relaciones bilaterales están caracterizadas en lo político por sintonía y diálogo, y en lo económico por un dinamismo creciente y por una tendencia al alza; así como la afinidad cultural y lingüística.

Con Verónica engalanando la fiesta, mexicanos, rumanos y demás invitados especiales, disfrutaron de un suculento bufé internacional.

Revista Protocolo

Unidos celebran a los Emiratos Árabes Unidos

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this page

El pan de sash es un alimento sagrado dentro de la vasta gastronomía árabe, y fue parte del bufé durante el día nacional de los Emiratos Árabes Unidos

Texto y fotografías: Luis Felipe Hernández Beltrán

Rabah Hadid, embajador de Argelia; Ahmed Abdulla A. A. Al-Kuwari, embajador de Qatar; Hammad G. M. Al Rowaili, embajador de Arabia Saudita; Ahmed Hatem Al Menhali, embajador de los Emiratos Árabes Unidos; un invitado al evento, Muteb Saleh F Almutoteh, embajador de Kuwait; Muftah R. M. Altayar, embajador de Libia, y Abdulkarim Mansoor Obeidat, embajador de Jordania

Rabah Hadid, embajador de Argelia; Ahmed Abdulla A. A. Al-Kuwari, embajador de Qatar; Hammad G. M. Al Rowaili, embajador de Arabia Saudita; Ahmed Hatem Al Menhali, embajador de los Emiratos Árabes Unidos; un invitado al evento, Muteb Saleh F Almutoteh, embajador de Kuwait; Muftah R. M. Altayar, embajador de Libia, y Abdulkarim Mansoor Obeidat, embajador de Jordania

La encomienda ante Dios al presidente de los Emiratos Árabes Unidos, Jalifa bin Zayed Al Nahayan, y a los miembros del cuerpo supremo de aquella federación de países del Medio Oriente, de parte de Ahmed Hatem Almenhali, embajador de esa nación asiática en México, en su discurso, daba pauta a que la fiesta nacional por los 45 años de independencia, celebrada recientemente en la embajada, tendría una parte sacra y religiosa.

Tanto es así, que el pan de sash, considerado como alimento sagrado dentro de la vasta gastronomía árabe, fue el elemento ideal para probar la mayoría de los platillos salados, sobresaliendo el cordero al carbón, que conformaron el suculento bufé que ofrecieron para los invitados, destacando los embajadores en nuestro país de los países árabes.

La razón por la que el pan de sash está considerado como sagrado, es porque algunas de las semillas con las que se prepara son secretas y a la vez únicas de los países del Medio Oriente, principalmente del sur de Líbano.

Los encargados de realizar tan suculento manjar, fueron los cocineros del Centro Libanés Dib Harake y Youser Mazzeh, quienes explicaron el modo de cocinar: “se prepara con harina, levadura y sal, también se le agrega agua, la mezcla, una vez que queda y se le da forma, se le puede poner queso y zatar (mezcla de especias); pero se puede acompañar con carne cocida de cualquier animal, y hasta mariscos”.

Y en ese toque de sacralidad, no se podían quedar atrás los vistosos trajes típicos árabes que portaron algunos diplomáticos de las embajadas de las patrias árabes, destacando el embajador Al Menhali, quien en un acto conmovedor, tuvo la cortesía de invitar a sus homólogos de Arabia Saudita, Argelia, Jordania, Qatar y Libia, a partir el pastel conmemorativo.

Revista Protocolo